Nuestros Quesos

Los quesos de la quesería  Quesoba tienen un carácter muy particular, que se consigue escogiendo la mejor leche que produce nuestra la comarca del Alto Asón y elaborando los quesos de forma artesanal. La leche cruda de vaca, proveniente de pastos de alta montaña mantiene todas las propiedades originales de la leche y es rica en bacterias lácticas naturales, beneficiosas para el organismo, como el bífidus, los lactobacilos y el casei.

Pasta prensada

Con el hongo penicilium roqueforti en corteza, está elaborado con leche de vaca cruda, madurado durante un mínimo de 100 días. Tiene sabores propios de la flora autóctona del valle de Soba, con corteza enmohecida, y aroma intenso que recuerda a hongos y heno recién cortado.

Además, el gusto a nata, yogur y mantequilla, y los toques afrutados están muy presentes en estos quesos que, más adelante, adquirirán notas tostadas y de madera o cuero viejo.

Etiqueta-quesoba

Etiqueta azul Quesoba

Queso de 6 kg.

Pasta blanda

Con corteza enmohecida natural. Resulta cremoso en boca y destaca por ligero sabor amargo con matices de champiñón. El periodo de maduración es de 45 días. 

Este tipo de quesos no han sido ni cocidos ni prensados. El aspecto blanquecino y aterciopelado de la corteza se debe a un hongo penicilio. Se pulveriza la superficie y se sala.

Etiqueta verde Quesoba

Etiqueta verde Quesoba


Requesón

Obtenido de un segundo procesamiento del suero lácteo producido como derivado en la elaboración de quesos de pasta blanda, De color blanco, sabor suave y textura blanda y granulosa, es un elemento crucial en la cocina italiana y se emplea para postres y platos salados por igual; es uno de los rellenos tradicionales para la pasta.

Etiqueta amarilla Quesoba

Etiqueta amarilla Quesoba